COMPRA DE LIBROS

Como descargar los libros y verlos, online.

Después de pagar por Paypal, debes refrescar mi URL y verás habilitada la opción para abrir el libro (ícono con forma de ojo que tiene la leyenda “Ver la publicación”). Al abrirlo, puedes leerlo (online) y también descárgalo como PDF desde la opción “Descargar” que verás en la parte inferior del libro. Fácil y sencillo, que los disfrutéis.

jueves, 1 de marzo de 2012

Soñar


















 Soñar





Tengo derecho a soñar,


a soñar en una vida feliz,


en un mundo sin armas y


en una vida sin guerras.





Tengo derecho a sentir,


a sentir nostalgia, si no


tengo una muñeca, a llorar


si otros niños no juegan, a sentir


miedo si me acosan.





Tengo derecho a protestar,


incluso a gritar, si veo,


tantas y tantas injusticias con los niños,


a protestar y rebelarme, si los mayores,


olvidan nuestros derechos.





Tengo derecho a soñar,


Porque en realidad,


es tan solo es lo que tengo.


 Ana Giner.

Poema inédito de mi próximo poemario.




4 comentarios:

Anonymous dijo...

Gracias por el enclace Ana.
Pues si, el derecho a soñar nadie te lo puede quitar, a soñar con un mundo mejor o con lo que quieras.
Besos

Neogeminis dijo...

En esta época en que los derechos que creíamos conquistados resultan estar otra vez en tela de juicio, bien vale tener presentes los fundamentales, para que sigan vigentes!

Un abrazo.

ShiroDani dijo...

Ya ni pasaba por aquí, desde que no escribes tan seguido. Me alegro de re-encontrarte por aquí, en tu casa.
Un abrazo Himechan y sueña.

lola dijo...

Hola Ana gracias por tu visitas
Si, señor, todos tenemos el derecho de soñar, y tanto en los sueños como en la realidad, jamás se debe dar por perdido, ni aun lo perdido. Bello poema donde al terminar su lectura, no sé si comentarlo o ponerme a soñar. Soñar mientras se duerme es bello, pero creo que soñar despierta es mejor, porque se logra visualizar aquello que tanto se anhela;


Te deseo un feliz día
.
Mi derecho a soñar es tal como el mío de vivir,
de que me llegue el aire vital a mis pulmones,
de tener mi inspiración para sentarme a escribir,
de darle hoy total rienda suelta a mis emociones.